Más del 50% del comercio catalán vende online

Más del 50% del comercio catalán vende online
Joan Carles Calbet, presidente de Comertia

A pesar de que el 85,7% del comercio catalán cuenta con página web, sólo un 51,1% tiene tienda online. Es una de las principales conclusiones de un estudio sobre la transformación digital del retail en Catalunya que han presentado la Asociación Catalana de la Empresa Familiar del Retail Comertia, junto a la Escuela Superior de Comercio y Distribución Escodi y la directora general de comercio de la Generalitat de Catalunya, Muntsa Vilalta, en el Palau Moja de Barcelona.

El informe revela  la falta de inversión en los buscadores como herramienta de promoción, ya que únicamente un 30% destina un presupuesto a SEO o SEM. “No basta con tener una web, hay que atraer visitas. La falta de inversión lastra los resultados de negocio vía online y la captación de nuevos clientes por este canal”, ha manifestado Xavier Rivera, director de i-marketing consulting y profesor de Escodi.

Sin embargo, las redes sociales son ampliamente utilizadas: un 85% usa Facebook y un 55,9% Instagram. En cuanto a las herramientas online más empleadas para comunicarse con el cliente, se encuentran las newsletters (51,8%) y los programas de fidelización (39,4%).

Respecto a la implantación de las TIC en los establecimientos, el estudio detecta que va a velocidad lenta y anima a las tiendas a adoptar tecnologías como los “beacons”, una de las herramientas más implantadas en el sector y que menos de un 1% de tiendas tiene en Catalunya.

“Cuesta invertir en un canal en el que el retorno no es inmediato, pero hay que hacerlo porque las ventas online irán creciendo. No obstante, esto no hará que desaparezcan las tiendas físicas, por lo que hemos de encontrar una estrategia de integración”, ha revelado Joan Carles Calbet, presidente de Comertia.

Calbet ha demandado también a la administración mayores medidas contra la competencia desleal a la que se ve sometido el retail. “Queremos que se ponga en valor la singularidad de nuestro sector y los esfuerzos que hacemos ante competencia desleal como es el top manta, la economía colaborativa, las tiendas que venden productos falsificados e incluso grandes multinacionales que están generando una inflación descomunal del alquiler y luego tributan en países que no son el nuestro”, ha señalado. En este sentido Calbet ha recordado que las empresas adheridas a Comertia pagan anualmente más de 400 millones de euros en impuestos que repercuten en el bienestar social y económico del país.

La directora general de comercio de la Generalitat de Catalunya ha destacado la amplitud del estudio  y la necesidad que evidencia de llenar ese salto que hay entre los establecimientos que disponen de web y los que cuentan con tienda online. Muntsa Vilalta ha afirmado que la administración trabaja para favorecer el clima de la innovación a través de diferentes actividades y ha recordado que las subvenciones para la transformación digital se publicarán en el transcurso de esta semana. “Las tiendas son las que toman el pulso al consumidor y tenemos que ver cómo internet nos ayuda aún a ser mejores”, ha concluido.